Escrito por: 9:27 am Minificción, Narrativa

Cuentos atómicos

Umberto Senegal & Carlos Alberto Agudelo

 

 

En la presente selección de «cuentos atómicos» de los escritores colombianos Carlos Alberto Agudelo Arcila y Umberto Senegal asistimos al itinerario del extravío y las fisuras en las que todo se nombra. La selección y el microcomentario estuvieron a cargo del cuentista y editor Jonathan Alexander España Eraso.

 

 

 

 

El término «cuento atómico», acuñado por Umberto Senegal, refiere una nueva y sintética naturaleza ficcional a partir de la que se dimensiona, según este escritor colombiano, un subgénero del microrrelato que es «una invitación a leerse a sí mismo en la página en blanco». En ese horizonte, en menos de 20 palabras sin incluir el título, dicho tipo de historia, desde el drama y la sorpresa, es un salto al abismo.

A través de la condensación, el «cuento atómico» fatiga los órganos de la indeterminación. Sus temas sostienen en vilo la memoria con un incendio dentro. En el camino y en el viaje que exponen la variedad de sus tramas se recogen la tensión y el vértigo en donde se incuba el verbo. Así, enfrentamos anécdotas desmanteladas, profecías recónditas, misterios poéticos, laberintos cotidianos, que inventan el secreto de la espera, el pulso de la brújula.

 

 

ζ

 

Carlos Alberto Agudelo Arcila

 

 

Pomposo funeral

Después de que el Sumo Pontífice infiriera que el zancudo llevaba sangre de su sangre, resolvió hacerle un pomposo funeral.

 

 

 

Lenguaje vacío

Seis palabras exactas para escribir nada.

 

 

 

¿Dónde?

Después de entregarle su virginidad, flotó. Hasta ahora nadie ha dado con su paradero.

 

 

 

Cuento apócrifo

El lobo y Caperucita Roja son los únicos que saben que la abuela nunca existió.

 

 

 

Presencia

Fétido olor. El dinosaurio estaba y no estaba allí. Era sólo cuestión de gusto, imaginación y olfato del lector.

 

 

 

Ese algo

Iba sin cabeza, pero sentía dolor cerebral.

Al mirarse en el espejo, un estremecimiento se arrastró por el vidrio.

 

 

 

Comentario

Fue incrédula hasta tener relaciones sexuales por primera vez. Luego de ese acontecimiento, con devoción, dijo: Dios tiene cara de…

 

 

 

Origen

Adán miró a Eva de reojo y lanzó el fruto prohibido al vertedero.

Las piedras se convirtieron en uvas, fresas, peras, mangos…

 

 

 

Lección de indiferencia

―¡Me cansa su silencio! ―le grité al sabio.

El anciano secó su frente, y levitó adentrándose en el mar.

Jamás retornó.

 

 

El pan nuestro de cada día

Cuando la muerte localizó al pordiosero, sonrió. Ahora a este hombre nunca le falta el pan nuestro de cada día.

 

 

Carlos Alberto Agudelo Arcila nació en Caicedonia, Valle del Cauca, en 1956. Es poeta, minicuentista, aforista, novelista y ensayista. Ha publicado los libros de aforismos «Antidiario» (1988) y «Desentrañismos» (2003); los poemarios «¿De qué color es el azul?» (2007), «Perros metafóricos» (2008), «Usos de la noche» (2017) y «La más blanda gota del oleaje» (2019); y el libro de microrrelatos «Demonios de un día» (2020). Ha dirigido varias revistas literarias, como «Cascadas de Polvo», «Prosa Resoluta», «Andarina», «Floresía» y «Kanora». Ganó el Concurso Departamental de Poesía Comfamiliar. 25Fotografía: Leidy Caterine Álvarez Sánchez.

 

 

ζ

 

Umberto Senegal

 

 

Sonámbulo

No importa si lo trajo el viento o llegó a lomos de ángel. Despréndanlo del campanario, mientras duerme.

 

 

 

El crédulo

Dos fantasmas comparten una habitación.

―No creo en fantasmas ―dijo uno.

―Yo tampoco ―respondió su compañero.

―Yo sí ―intervino alguien.

 

 

 

Paisaje 1

Asómate a la ventana y observa: Todas las aves del jardín hoy son ángeles.

 

 

 

Reencuentros 3

―¿Y ahora qué?… ―se preguntó Buda iluminado.

 

 

 

Recuerdos

De niño, las plumas de colibrí me pesaban menos.

 

 

 

Licantropía

«¿Ves esa monja orinando?»
«¡Sí!»
«En realidad, es el hombre lobo».

 

 

―¿Eres real o irreal? ―le preguntó.

―Ambas cosas ―respondió entre la lluvia.

 

 

 

Jugador

En el acto de arrojar los dados, arrojó también los dedos y las dudas. Nunca volvió a jugar.

 

 

 

Paisaje 2

Asómate a la ventana y observa: Los ángeles que llegaron anoche al jardín mientras orabas, amanecieron convertidos en murciélagos.

 

 

 

Cazador

Le permitió representar sobre la cama cuantos animales quiso ella. Tan pronto volvió a ser mujer, le disparó.

 

 

Umberto Senegal nació en Calarcá, Quindío, en 1951. Es poeta, cuentista, ensayista, educador y editor. Director del «Centro de Estudios Robert Walser». Sus haikus han sido traducidos a 12 idiomas. Fundador y presidente de la «Asociación Colombiana de Haiku». Coordinador del «Centro de Estudios Bizantinos» y «Neohelénicos, Miguel Castillo Didier». Codirector del «Centro de Investigación y Difusión del Minicuento, Lauro Zavala». Ha editado y dirigido varias revistas y periódicos literarios, entre ellas, «Kanora. Revista de arte y literatura». Ha publicado 24 libros de poesía, minificción, cuento, haiku y ensayo.

La composición que ilustra este post fue realizada a partir de una ilustración de la artista Laura Lacambra Shubert

 

año 1 ǀ núm. 3 ǀ enero – febrero 2021
Last modified: enero 21, 2021
Cerrar
error: Contenido protegido

Yo vengo a ofrecer mi poema

Antología de resistencia

SELECCIÓN & CURADURÍA 

Fredy Yezzed, Stefhany Rojas Wagner

y Eduardo Bechara Navratilova

ISBN

978-958-53033-3-1

PRECIO ARGERTINA 

AR 1,700

PRECIO COLOMBIA

COP 80,000

Estrellas de mar sobre una playa

Los poemas de la pandemia

AUTOR

Margaret Randall

 

ISBN

978-958-52793-1-5

PRECIO ARGENTINA

ARS 500

PRECIO COLOMBIA

COP 40,000

En este asombro, en este llueve

Antología poética 1983-2016

AUTOR

Hugo Mujica

ISBN

978-1-950474-15-8

PRECIO COLOMBIA

COP 35,000